10 señales de que eres una mujer muy segura

Quizás se pregunte si es una mujer muy segura de sí misma o cómo desarrollar la confianza como mujer.

Pueden suceder muchas cosas que pueden dar forma a su sentido de autoestima y éxito. La vida puede ser difícil a veces. Sin embargo, aún puede ser una mujer muy segura de sí misma cuando enfrenta desafíos.

Hay una diferencia entre la arrogancia y la confianza, y la confianza es algo bueno. La confianza significa conocerte y creer en ti mismo, y se refleja en los demás con la forma en que vives tu vida.

Si bien hay muchas formas diferentes en que una mujer puede mostrar confianza, hay algunos signos comunes de una mujer muy segura de sí misma.

Como mujer que ha dirigido un negocio exitoso y ha superado muchos desafíos, explicaré los signos de una mujer muy segura de sí misma.

¡Aquí vamos!

1) Te cuidas

Las mujeres seguras saben cómo cuidarse.

Esto significa cuidarse a sí mismo como una persona completa, incluyendo su mente, cuerpo y espíritu, y encontrar un equilibrio saludable entre el trabajo y la vida personal.

Ya sea que levante pesas o haga otros ejercicios, mantenerse activo para la salud física es clave para cuidarse. Parte de la salud física también incluye el sueño y la nutrición.

No hay una sola manera de cuidar de uno mismo, por lo que puede tomar un poco de ensayo y error. Como cualquier cosa, se necesita trabajo continuo para hacerlo bien.

Cuidar la salud mental también es muy importante. La terapia, el asesoramiento conjunto, el diario y el entrenamiento son algunas formas de apoyar su salud mental además del ejercicio.

Ya sea que sufra de baja autoestima o lo contrario, arrogancia, puede tomar un poco de trabajo personal para encontrar ese equilibrio de una mentalidad positiva y realista.

También está la parte espiritual de la vida, que puede necesitar atención de diferentes maneras en diferentes momentos. Afortunadamente, muchos textos, prácticas y comunidades están disponibles para ayudar con esta parte de ti mismo.

Puede tomar algún tiempo desarrollar y fortalecer estos hábitos saludables. Se forman con el tiempo, no de la noche a la mañana. Pero valdrá la pena tener la resistencia para responder a lo que la vida traiga.

2) Aceptas que no eres perfecto

Otra señal de una mujer muy segura de sí misma es que sabe que no es perfecta. Nadie es perfecto. Si bien las mujeres con mucha confianza no se obsesionan con los fracasos o las debilidades, no tienen ningún problema en admitirlos.

Esto no significa disculparse innecesariamente. Lo que significa es que tienes que conocer tus límites, defectos y debilidades. Conocer tus límites te permite también pedir ayuda. Cuando pedimos ayuda, podemos enfrentar la vida con fortaleza y éxito.

No es una señal de fracaso pedir ayuda. Requiere humildad.

Una persona muy segura de sí misma puede incluso reírse de sí misma.

Lo mismo vale para decir, no sé. Esto transmite a los demás que sabes que no eres perfecto y que no lo sabes todo. Puede inspirar confianza ser vulnerable y honesto cuando no sabes algo. Todos tenemos nuestras áreas de especialización y talento. Y se necesitan todo tipo de talentos y habilidades para hacer que las cosas sucedan.

Los medios envían mensajes de que las personas exitosas son perfectas. Si sabes la verdad, estás en camino de ser una mujer genuina y muy segura de sí misma.

3) Desarrollar una mentalidad de crecimiento

Una mentalidad de crecimiento implica aceptar los desafíos como oportunidades de crecimiento en lugar de pensar en los desafíos como fracasos o situaciones de ganar o perder. La investigadora de Harvard Carol Dweck habla de una mentalidad de crecimiento o la creencia de que uno puede mejorar con el tiempo.

Adoptar una mentalidad de crecimiento ayuda enormemente a convertirse en una mujer muy segura de sí misma. Replantea desafíos, problemas e incluso fracasos. Estás menos limitado si tienes una mentalidad de crecimiento en lugar de una mentalidad fija, en la que no mejoras con el tiempo y te quedas atascado con lo que tienes ahora.

Los fracasos, los desafíos y los contratiempos no son negativos con una mentalidad de crecimiento. Son oportunidades de aprendizaje y crecimiento. Esta actitud ayuda a desarrollar la autocompasión y el apoyo a los demás, ya que todos estamos tratando de adaptarnos y crecer en lo que es posible.

Una mentalidad fija significa que crees que tus cualidades, como la inteligencia, el conocimiento y las habilidades, son inmutables. Imagínese cuánto más difícil debe ser probar cosas nuevas y asumir riesgos con una mentalidad fija frente a una mentalidad de crecimiento.

Una mujer muy segura de sí misma asume riesgos, por lo que es necesaria una mentalidad de crecimiento.

Si acepta los desafíos y cree que puede crecer, ¡esta es una señal segura de que es una mujer muy segura de sí misma!

4) Te fijas metas alcanzables

Para una mujer muy segura de sí misma, las metas alcanzables lo conectan todo.

Si bien puede ser útil tener un propósito (o una razón), una visión y valores, las metas alcanzables son mucho más… ¡bueno, alcanzables!

Para ser alcanzables, las metas deben conectarse con un propósito y también deben ser específicas..

Para saber si nuestros objetivos son alcanzables, debemos trabajar hacia un resultado claro y tener próximos pasos concretos y específicos. Esto requiere trabajo, semana tras semana.

En lugar de decir que estás trabajando para ser más feliz o exitoso, haces el arduo trabajo de la reflexión.

Pregúntese:

  • ¿Cómo se ve el éxito?
  • ¿Cuál es el siguiente paso para lograr este resultado?

Si constantemente pregunta cómo es el éxito y cómo llegar allí, establece metas alcanzables. Este es un signo de una mujer muy segura.

Algunos ejemplos:

  • Si voy a publicar un libro, necesito hacer un esquema. Mi siguiente paso es redactar una introducción.
  • Si voy a comprar una casa nueva, necesito un presupuesto actualizado. Como siguiente paso, revisaré y actualizaré mis gastos.

Según el autor e investigador de Stanford BJ Fogg, necesitamos motivación, capacidad y un aviso para hacer cambios.que también podría aplicarse al trabajo hacia las metas.

No hay una sola manera de establecer y alcanzar metas. Mientras lo que estés haciendo funcione para ti, ¡sigue haciéndolo!

5) No te tomas las cosas personalmente

Las mujeres con mucha confianza se esfuerzan por no tomarse las cosas como algo personal. Tal vez viene fácilmente, o como yo, has tenido que trabajar en ello.

En un mundo de tanta negatividad, crítica y juicio, ¿cómo no nos tomamos las cosas como algo personal? La crítica puede ser una retroalimentación o puede ser algo que ignoras.

Esto va de la mano con la mentalidad de crecimiento. Para aquellos con una mentalidad de crecimiento, el fracaso es solo el comienzo del aprendizaje y la adaptación.

Hay muchas formas de desarrollar más resiliencia para permitir que las cosas sucedan sin reaccionar, o al menos sin reaccionar tanto.

Martha Hamilton habla sobre la reactividad y cómo empezar a volver a entrenar nuestro cerebro para hacer algo diferente.

Si no te tomas las cosas personalmente y aceptas las críticas con calma, ¡esa es una señal segura de que eres una mujer muy segura de sí misma!

6) Piensas en positivo

Mantenerse positivo puede ser difícil cuando las cosas no van bien. Sin embargo, pensar positivamente con una mentalidad positiva es una señal clara de una mujer muy segura de sí misma.

Los contratiempos son desafiantes. Los problemas suceden. Las cosas no siempre salen como queremos.

Una mujer muy segura se mantiene positiva y encuentra aquello por lo que es posible trabajar, sin importar las condiciones. No pierden el tiempo preocupándose.

Esto está estrechamente relacionado con el autocuidado y un fuerte sentido de sí mismo. Cuantos más recursos internos y externos tengas a tu disposición, más fácil será recurrir a una mentalidad positiva en lugar de insistir en los fracasos o rendirte.

Es posible desarrollar una mentalidad positiva, incluso si no tienes una inclinación natural hacia la positividad.

Rick Hanson, el autor de Hardwiring Happiness, habla sobre el uso de experiencias cotidianas ordinarias para generar satisfacción y alegría, que reconectan nuestro cerebro usando plasticidad neuronal..

Una mujer muy segura de sí misma no tiene necesidad de derribar a los demás ni participar en chismes. ¡Están demasiado ocupados siendo positivos, cuidando y enfocándose en las metas!

7) Ayudas a los demás

Una mujer muy segura de sí misma sabe que para tener éxito, necesitamos de otras personas. También encuentro que cuanto más me rodeo de otras mujeres seguras de sí mismas, mejor puedo ser la persona segura y servicial que quiero ser.

Tiene sentido mejorar el mundo y ayudar a quienes nos rodean siempre que sea posible.

Esto no significa que te desanimes ayudando a todos y cada uno de los que lo necesitan. Si bien tenemos límites, también tenemos mucho que ofrecer.

Como mujer muy segura de sí misma, generalmente ayudas a las personas, animas a los demás y compartes positividad. Esto se extiende a las personas, los animales y la tierra.

Las personas inclinadas a ayudar a los demás saben que tienen algo que ofrecer y están dispuestos a compartirlo. Apoyar a otros demuestra confianza y crea un impulso positivo para usted..

Si eres útil, eso es una señal de una mujer muy segura de sí misma.

8) Te comunicas bien

Como mujer muy segura de sí misma, te comunicas bien. Escuchas bien y usas tu voz.

Como mujer muy segura de sí misma, puedes:

  • Pide lo que quieras.
  • Expresa tus necesidades.
  • Di no cuando sea apropiado.
  • Establecer límites.

Las mujeres seguras saben cómo ser asertivas. La asertividad puede ser cualquier cosa, desde recibir una actualización sobre cuándo llega el plomero hasta convencer a alguien para que se asocie con usted en el negocio. Puedes hacerte valer y seguir siendo amable.

Incluso podemos ser asertivos con nosotros mismos. Cuando se sienta fatigado o un poco negativo, encuentre una afirmación, establezca un límite y haga algo para volver al camino hacia la realización de su meta.

9) No comparas

Como mujer muy segura de sí misma, forjas tu propio camino en lugar de compararte con los demás. Compararse con los demás puede generar ansiedad, problemas de autoestima y cuestionar su propio éxito.

En lugar de lidiar con estos derrochadores de energía, abrazas tu autenticidad, solo comparándote contigo mismo.

Hay menos razones para ser inseguro con menos comparación. Entonces, no comparar crea aún más confianza.

Las mujeres muy seguras de sí mismas no se comparan con lo que los medios dicen que deberían hacer o incluso con lo que piensan otras personas.

¡Con un camino tan único, no importa la comparación!

10) Te ves arreglado

Una mujer muy segura de sí misma está bien organizada. Ella se ve bien y no se pone nerviosa fácilmente.

Si caminas, hablas y te vistes con gracia y orden, es señal de que eres una mujer muy segura de sí misma. Esto no significa que tengas todo resuelto, que tengas que maquillarte todos los días o que conozcas las últimas tendencias de la moda. Una vez más, nadie es perfecto.

Simplemente significa que, como mujer muy segura de sí misma, hay una orden sobre ti.

Te pones de pie y caminas con aplomo y gracia.

Sabe cómo hacer las cosas y administrar su tiempo y sus prioridades.

Y te sientes cómodo en tu propia piel, sin importar lo que te pongas.

Si sabes cómo lucir bien arreglada y organizada, ¡esta es una señal de que eres una mujer muy segura de sí misma!

Para concluir

Si está trabajando en algunas de estas cosas, es una señal segura de que es una mujer muy segura de sí misma.

Lo que importa es que estés seguro y en paz contigo mismo y con tu camino.

Esto puede tomar trabajo para llegar allí.

Pero si trabajas en ello, sucederá.

Entonces, si ve algunos de estos signos de una mujer muy segura, entonces manténgase erguido. El éxito trae más éxito.

Deja un comentario

10 señales de que eres una mujer muy segura

Quizás se pregunte si es una mujer muy segura de sí misma o cómo desarrollar la confianza como mujer.

Pueden suceder muchas cosas que pueden dar forma a su sentido de autoestima y éxito. La vida puede ser difícil a veces. Sin embargo, aún puede ser una mujer muy segura de sí misma cuando enfrenta desafíos.

Hay una diferencia entre la arrogancia y la confianza, y la confianza es algo bueno. La confianza significa conocerte y creer en ti mismo, y se refleja en los demás con la forma en que vives tu vida.

Si bien hay muchas formas diferentes en que una mujer puede mostrar confianza, hay algunos signos comunes de una mujer muy segura de sí misma.

Como mujer que ha dirigido un negocio exitoso y ha superado muchos desafíos, explicaré los signos de una mujer muy segura de sí misma.

¡Aquí vamos!

1) Te cuidas

Las mujeres seguras saben cómo cuidarse.

Esto significa cuidarse a sí mismo como una persona completa, incluyendo su mente, cuerpo y espíritu, y encontrar un equilibrio saludable entre el trabajo y la vida personal.

Ya sea que levante pesas o haga otros ejercicios, mantenerse activo para la salud física es clave para cuidarse. Parte de la salud física también incluye el sueño y la nutrición.

No hay una sola manera de cuidar de uno mismo, por lo que puede tomar un poco de ensayo y error. Como cualquier cosa, se necesita trabajo continuo para hacerlo bien.

Cuidar la salud mental también es muy importante. La terapia, el asesoramiento conjunto, el diario y el entrenamiento son algunas formas de apoyar su salud mental además del ejercicio.

Ya sea que sufra de baja autoestima o lo contrario, arrogancia, puede tomar un poco de trabajo personal para encontrar ese equilibrio de una mentalidad positiva y realista.

También está la parte espiritual de la vida, que puede necesitar atención de diferentes maneras en diferentes momentos. Afortunadamente, muchos textos, prácticas y comunidades están disponibles para ayudar con esta parte de ti mismo.

Puede tomar algún tiempo desarrollar y fortalecer estos hábitos saludables. Se forman con el tiempo, no de la noche a la mañana. Pero valdrá la pena tener la resistencia para responder a lo que la vida traiga.

2) Aceptas que no eres perfecto

Otra señal de una mujer muy segura de sí misma es que sabe que no es perfecta. Nadie es perfecto. Si bien las mujeres con mucha confianza no se obsesionan con los fracasos o las debilidades, no tienen ningún problema en admitirlos.

Esto no significa disculparse innecesariamente. Lo que significa es que tienes que conocer tus límites, defectos y debilidades. Conocer tus límites te permite también pedir ayuda. Cuando pedimos ayuda, podemos enfrentar la vida con fortaleza y éxito.

No es una señal de fracaso pedir ayuda. Requiere humildad.

Una persona muy segura de sí misma puede incluso reírse de sí misma.

Lo mismo vale para decir, no sé. Esto transmite a los demás que sabes que no eres perfecto y que no lo sabes todo. Puede inspirar confianza ser vulnerable y honesto cuando no sabes algo. Todos tenemos nuestras áreas de especialización y talento. Y se necesitan todo tipo de talentos y habilidades para hacer que las cosas sucedan.

Los medios envían mensajes de que las personas exitosas son perfectas. Si sabes la verdad, estás en camino de ser una mujer genuina y muy segura de sí misma.

3) Desarrollar una mentalidad de crecimiento

Una mentalidad de crecimiento implica aceptar los desafíos como oportunidades de crecimiento en lugar de pensar en los desafíos como fracasos o situaciones de ganar o perder. La investigadora de Harvard Carol Dweck habla de una mentalidad de crecimiento o la creencia de que uno puede mejorar con el tiempo.

Adoptar una mentalidad de crecimiento ayuda enormemente a convertirse en una mujer muy segura de sí misma. Replantea desafíos, problemas e incluso fracasos. Estás menos limitado si tienes una mentalidad de crecimiento en lugar de una mentalidad fija, en la que no mejoras con el tiempo y te quedas atascado con lo que tienes ahora.

Los fracasos, los desafíos y los contratiempos no son negativos con una mentalidad de crecimiento. Son oportunidades de aprendizaje y crecimiento. Esta actitud ayuda a desarrollar la autocompasión y el apoyo a los demás, ya que todos estamos tratando de adaptarnos y crecer en lo que es posible.

Una mentalidad fija significa que crees que tus cualidades, como la inteligencia, el conocimiento y las habilidades, son inmutables. Imagínese cuánto más difícil debe ser probar cosas nuevas y asumir riesgos con una mentalidad fija frente a una mentalidad de crecimiento.

Una mujer muy segura de sí misma asume riesgos, por lo que es necesaria una mentalidad de crecimiento.

Si acepta los desafíos y cree que puede crecer, ¡esta es una señal segura de que es una mujer muy segura de sí misma!

4) Te fijas metas alcanzables

Para una mujer muy segura de sí misma, las metas alcanzables lo conectan todo.

Si bien puede ser útil tener un propósito (o una razón), una visión y valores, las metas alcanzables son mucho más… ¡bueno, alcanzables!

Para ser alcanzables, las metas deben conectarse con un propósito y también deben ser específicas..

Para saber si nuestros objetivos son alcanzables, debemos trabajar hacia un resultado claro y tener próximos pasos concretos y específicos. Esto requiere trabajo, semana tras semana.

En lugar de decir que estás trabajando para ser más feliz o exitoso, haces el arduo trabajo de la reflexión.

Pregúntese:

  • ¿Cómo se ve el éxito?
  • ¿Cuál es el siguiente paso para lograr este resultado?

Si constantemente pregunta cómo es el éxito y cómo llegar allí, establece metas alcanzables. Este es un signo de una mujer muy segura.

Algunos ejemplos:

  • Si voy a publicar un libro, necesito hacer un esquema. Mi siguiente paso es redactar una introducción.
  • Si voy a comprar una casa nueva, necesito un presupuesto actualizado. Como siguiente paso, revisaré y actualizaré mis gastos.

Según el autor e investigador de Stanford BJ Fogg, necesitamos motivación, capacidad y un aviso para hacer cambios.que también podría aplicarse al trabajo hacia las metas.

No hay una sola manera de establecer y alcanzar metas. Mientras lo que estés haciendo funcione para ti, ¡sigue haciéndolo!

5) No te tomas las cosas personalmente

Las mujeres con mucha confianza se esfuerzan por no tomarse las cosas como algo personal. Tal vez viene fácilmente, o como yo, has tenido que trabajar en ello.

En un mundo de tanta negatividad, crítica y juicio, ¿cómo no nos tomamos las cosas como algo personal? La crítica puede ser una retroalimentación o puede ser algo que ignoras.

Esto va de la mano con la mentalidad de crecimiento. Para aquellos con una mentalidad de crecimiento, el fracaso es solo el comienzo del aprendizaje y la adaptación.

Hay muchas formas de desarrollar más resiliencia para permitir que las cosas sucedan sin reaccionar, o al menos sin reaccionar tanto.

Martha Hamilton habla sobre la reactividad y cómo empezar a volver a entrenar nuestro cerebro para hacer algo diferente.

Si no te tomas las cosas personalmente y aceptas las críticas con calma, ¡esa es una señal segura de que eres una mujer muy segura de sí misma!

6) Piensas en positivo

Mantenerse positivo puede ser difícil cuando las cosas no van bien. Sin embargo, pensar positivamente con una mentalidad positiva es una señal clara de una mujer muy segura de sí misma.

Los contratiempos son desafiantes. Los problemas suceden. Las cosas no siempre salen como queremos.

Una mujer muy segura se mantiene positiva y encuentra aquello por lo que es posible trabajar, sin importar las condiciones. No pierden el tiempo preocupándose.

Esto está estrechamente relacionado con el autocuidado y un fuerte sentido de sí mismo. Cuantos más recursos internos y externos tengas a tu disposición, más fácil será recurrir a una mentalidad positiva en lugar de insistir en los fracasos o rendirte.

Es posible desarrollar una mentalidad positiva, incluso si no tienes una inclinación natural hacia la positividad.

Rick Hanson, el autor de Hardwiring Happiness, habla sobre el uso de experiencias cotidianas ordinarias para generar satisfacción y alegría, que reconectan nuestro cerebro usando plasticidad neuronal..

Una mujer muy segura de sí misma no tiene necesidad de derribar a los demás ni participar en chismes. ¡Están demasiado ocupados siendo positivos, cuidando y enfocándose en las metas!

7) Ayudas a los demás

Una mujer muy segura de sí misma sabe que para tener éxito, necesitamos de otras personas. También encuentro que cuanto más me rodeo de otras mujeres seguras de sí mismas, mejor puedo ser la persona segura y servicial que quiero ser.

Tiene sentido mejorar el mundo y ayudar a quienes nos rodean siempre que sea posible.

Esto no significa que te desanimes ayudando a todos y cada uno de los que lo necesitan. Si bien tenemos límites, también tenemos mucho que ofrecer.

Como mujer muy segura de sí misma, generalmente ayudas a las personas, animas a los demás y compartes positividad. Esto se extiende a las personas, los animales y la tierra.

Las personas inclinadas a ayudar a los demás saben que tienen algo que ofrecer y están dispuestos a compartirlo. Apoyar a otros demuestra confianza y crea un impulso positivo para usted..

Si eres útil, eso es una señal de una mujer muy segura de sí misma.

8) Te comunicas bien

Como mujer muy segura de sí misma, te comunicas bien. Escuchas bien y usas tu voz.

Como mujer muy segura de sí misma, puedes:

  • Pide lo que quieras.
  • Expresa tus necesidades.
  • Di no cuando sea apropiado.
  • Establecer límites.

Las mujeres seguras saben cómo ser asertivas. La asertividad puede ser cualquier cosa, desde recibir una actualización sobre cuándo llega el plomero hasta convencer a alguien para que se asocie con usted en el negocio. Puedes hacerte valer y seguir siendo amable.

Incluso podemos ser asertivos con nosotros mismos. Cuando se sienta fatigado o un poco negativo, encuentre una afirmación, establezca un límite y haga algo para volver al camino hacia la realización de su meta.

9) No comparas

Como mujer muy segura de sí misma, forjas tu propio camino en lugar de compararte con los demás. Compararse con los demás puede generar ansiedad, problemas de autoestima y cuestionar su propio éxito.

En lugar de lidiar con estos derrochadores de energía, abrazas tu autenticidad, solo comparándote contigo mismo.

Hay menos razones para ser inseguro con menos comparación. Entonces, no comparar crea aún más confianza.

Las mujeres muy seguras de sí mismas no se comparan con lo que los medios dicen que deberían hacer o incluso con lo que piensan otras personas.

¡Con un camino tan único, no importa la comparación!

10) Te ves arreglado

Una mujer muy segura de sí misma está bien organizada. Ella se ve bien y no se pone nerviosa fácilmente.

Si caminas, hablas y te vistes con gracia y orden, es señal de que eres una mujer muy segura de sí misma. Esto no significa que tengas todo resuelto, que tengas que maquillarte todos los días o que conozcas las últimas tendencias de la moda. Una vez más, nadie es perfecto.

Simplemente significa que, como mujer muy segura de sí misma, hay una orden sobre ti.

Te pones de pie y caminas con aplomo y gracia.

Sabe cómo hacer las cosas y administrar su tiempo y sus prioridades.

Y te sientes cómodo en tu propia piel, sin importar lo que te pongas.

Si sabes cómo lucir bien arreglada y organizada, ¡esta es una señal de que eres una mujer muy segura de sí misma!

Para concluir

Si está trabajando en algunas de estas cosas, es una señal segura de que es una mujer muy segura de sí misma.

Lo que importa es que estés seguro y en paz contigo mismo y con tu camino.

Esto puede tomar trabajo para llegar allí.

Pero si trabajas en ello, sucederá.

Entonces, si ve algunos de estos signos de una mujer muy segura, entonces manténgase erguido. El éxito trae más éxito.

Deja un comentario